lunes, 31 de agosto de 2009

LA ENERGÍA CEREBRAL

A través de los encefalogramas se pudo llegar a la conclusión de que el cerebro nunca duerme. Está en constante actividad y de él se desprenden diferentes ondas de corriente eléctrica que favorecen distintas actividades:

Ondas Beta:

Oscilan entre 15 y 35 veces por segundo y son las que acompañan a nuestras acciones cuando estamos despiertos y en movimiento. En este estado existe una gran actividad mental, originada principalmente en la corteza frontal el estado de vigilia es total y se pueden llevar a cabo actividades mentales como las matemáticas o estar activo y apasionado en un debate. En este estado se llevan a cabo acciones conscientes, aunque cuando la frecuencia de onda se encuentra oscilando en su máximo, la velocidad del pensamiento es tal, que ya se puede rayar en estados de ofuscación y necedad, este estado acelerado, puede servir para encontrar respuestas rápidas ante una emergencia, pero también nos puede llevar a perder los estribos, cuando la emergencia sólo sucede en nuestras mentes. Los neurotransmisores asociados a esta frecuencia cerebral son principalmente, Acetilcolina, endorfina, noradrenalina y adrenalina entre otras.

Ondas Alfa:

Tienen entre 8 y 14 oscilaciones por segundo. Aparecen en estados de relajación consciente. Relacionados con alta creatividad. Cuando cerramos los ojos y/o relajamos la postura, o con algunos tipos de respiración., también se alcanza este estado en momentos de contemplación activa. En este estado es en donde mejor se dan los momentos de concentración y súper aprendizaje, a veces el estado de atención sostenida que en esta frecuencia de onda se alcanza es tal., que pueden pasar las horas y no nos damos cuenta, hasta que un estado fisiológico natural “nos saca”, como tener hambre.. En esta frecuencia de onda, la respiración se hace más sincronizada, disminuyen los niveles de adrenalina, y se incrementa la lucidez y la creatividad, se liberan sustancias químicas o neurotransmisores, como la psicodélica endógena acetilcolina dopamina y endorfinas, entre otras.

Ondas Theta:

Ondas que oscilan entre 4 y 7 veces por segundo. En esta etapa se lleva a cabo el proceso onírico o sueño y también se entra en la fase REM (movimientos oculares rápidos). Se puede inducir a estados alterados de conciencia como la hipnosis o la meditación trascendental. En esta frecuencia de onda se producen importantes descargas de ácido carbónico y bióxido de carbono, que se acumulan en el estado de vigilia y que durante el sueño es reemplazado por oxígeno, disipando así la sensación de cansancio o embotamiento. Es en este estado que entramos al terreno de la mente inconsciente, los neurotransmisores aquí liberados son principalmente melatonina y serotonina.


Ondas Delta:
De menos de 4 oscilaciones por segundo. Se presentan en el sueño profundo. En esta frecuencia de onda se libera totalmente el bióxido de carbono, sustituyéndose pr oxígeno, se promueven principalmente las sinapsis locomotoras, y este estado dura aproximadamente de 1. ½ a 2 ½ hrs.

Se dice que las Ondas Alfa son las que favorecen al aprendizaje significativo y al súper aprendizaje. Existen hoy en día técnicas que ayudan a entrar en Estado Alfa. A las personas para incrementar su atención, memoria y concentración. igual que hay métodos que aprovechan al máximo las Ondas Beta para aprender.


Hasta la próxima.
Roc.


3 comentarios:

  1. en estos momentos me anima poder ver y leer vuestros comentarios, pues esta noche no debo dormir nada ya que mañana a primera hora tendran que realizarme un encefalograma, estoy comprobando cuantos nos encontramos con este estado de salud que a mi me trae de cabeza, nunca mejor dicho, espero que los resultados permitan que mejore mi calidad de vida; ahora es pésimo y en gran medida se debe a dormir mal, mejor dicho, a no dormir minimamente. Gracias por estar ahí.

    ResponderEliminar
  2. muy buena información e interesante.

    ResponderEliminar
  3. El objetivo de este blog es compartir información relacionada con la Programación Neurolingüística, es decir el comportamiento humano, su contacto con el mundo a través de la percepción que se recibe por medio de los sentidos y la comunicación que establecemos para interactuar con todo lo que nos rodea, con base en un modelo para organizar nuestras ideas y acciones, por lo que comprender como es que la Energía Cerebral influye en nuestra conducta es importante, me alegra que consideren esta información de interés.

    ResponderEliminar

Gracias por tu comentario, por favor anota tu nombre y tu e-mail y ponto nos pondremos en contacto contigo.