sábado, 20 de marzo de 2010

OFENSOR Y OFENDIDO



Hola mis estimados lectores.

El día de hoy vamos a continuar hablando acerca del tema del perdón.

Existen dos actores importantes en torno a este asunto. Uno es el ofensor y otro es el ofendido; seguramente todos hemos pasado alguna vez por cualquiera de estos dos papeles. Por un lado, cuando hemos estado en el papel del ofensor, somos absolutamente conscientes de cual ha sido la ofensa y, lo más probable, es que se debiera a algo que se dijo, se hizo o se omitio decir o hacer.. el caso es que el que se siente ofendido desarrolla un sentimiento ya sea de enojo o de tristeza o una mezla de ambos. Al ponerse en contacto con estas emociones, genera pensamientos muy intensos y éstos a su vez, liberan una cantidad suficiente de neuropéptidos o neurotransmisores que dañan la salud, como es el caso de la adrenalina o epinefrina que transforma de inmediato la energía almacenada en compuestos circulantes más simples como ácidos grasos y glucosa que aumentan la frecuencia cardíaca, la respiratoria y la presión sanguínea.

Al cabo de un tiempo suficiente de estar RE -SINTIENDO, todas estas sustancias químicas terminan causando enfermedades diversas.

Por otro lado, el ofensor, puede estar consciente de su ofensa o no, ya que muchas veces sus actos pueden estar premeditados o ser consecuencia de un acto violento, este ofensor puede sentir o no culpa, de tal manera que no siempre es afectado de la misma manera y en la misma intensidad que el ofendido.

El ofensor también puede ser absolutamente inconsciente de la ofensa ya que pudo actuar incluso de buena fe, y haber sido mal interpretado, por lo cual ni siquiera esta enterado de que ofendio a nadie. De tal suerte, que el ofendido se hace esclavo de una situación en donde puede ser el único que "sufre".

Es responsabilidad del ofendido trabajar el tema del perdón ya que si en algo valora su salud, emocional y fisica tendra que tomar cartas en el asunto y evitar pasar a ser una "victima" pasiva.

Asi que el perdonar se convierte en un gran beneficio para el que perdona porque al ofensor puede no importarle si lo perdonas o no

Recuerda que el no perdonar provoca tumores, cancer, cardiopatias, problemas respiratorios, en el higado, pancreas etc.
Te recuerdo que este próximo sábado 27 de marzo se va a impartir el taller "El arte de saber perdonar" ven y quítate los lastres que no te dejan avanzar... te espero.
"Nuestros problemas no son ocasionados por lo que nos ocurre, sino por la forma en que lo percibimos y el significado que le damos"
Epícteto

Hasta la próxima.
Roc.

8 comentarios:

  1. Es un gusto entrar a tu blog y poder leer contenido tan interesante pero sobre todo práctico, gracias por la invitación al curso y ahora mismo tomo nota para apuntarme.

    Gracias Roc.

    ResponderEliminar
  2. Quisiera saber quien ha sido la persona responsable de redactar el post anterior, ya que ha resultado de enorme interes para mi calendario 2011
    nursing scholarships

    ResponderEliminar
  3. Hola, muy interesante el post, felicitaciones desde Mexico!

    ResponderEliminar
  4. Saludos estimados visitantes, me alegra que la información que presento sea de su agrado e interés, pero lo que más deseo es que les sea útil.
    Bienvenidos a CADYDH, un blog de apoyo para quienes desean vivir con plenitud!

    ResponderEliminar
  5. Interesante articulo, estoy de acuerdo contigo aunque no al 100%:)

    ResponderEliminar
  6. Anónimo, siempre agradezco las visitas y los comentarios a mi blog pero me hubiera gustado que dejaras tu nombre y alguna aclaración de aquello con lo que no estas de acuerdo, el objetivo de los comentarios es compartir y de esta manera enriquecernos todos, no crees?
    Espero que vuelvas pronto.

    ResponderEliminar
  7. Hola Roc:

    Pienso que en la vida siempre estamos jugando con los dos roles, y los dos son sumamente dolorosos, lo ideal sería no lastimar ni sentirnos lastimados por nadie para no tener que perdonar, yo prefiero comprender y desde luego, limitar para no permitir que me lastimen.

    ResponderEliminar
  8. Para Decir Te quiero, gracias por la visita y por compartir tu opinión que desde luego apoyo, pero nunca olvides practicar de todas maneras el perdón, pues en el momento menos pensado puede ser el único recurso disponible para poder continuar avanzando.
    Vuelve pronto.

    ResponderEliminar

Gracias por tu comentario, por favor anota tu nombre y tu e-mail y ponto nos pondremos en contacto contigo.